jueves, 21 de septiembre de 2017

Paterna, ¿Crecimiento o Sostenibilidad?




El objetivo del Ayuntamiento en su territorio debe ser garantizar condiciones dignas y trabajar por la mejora de la calidad de vida de sus vecinas y vecinos y, para ello, tiene la potestad de la planificación urbanística, de elaborar un plan conforme al que se desarrollará el municipio con sus diferentes barrios: Paterna centro, Campamento, Santa Rita, Santa Gema, Mas del Rosari-La Coma, Lloma Llarga-Valterna, Terramelar, La Canyada,… con sus 5 polígonos industriales, sus grandes centros comerciales y de ocio y de su importante patrimonio natural de La Vallesa, La Mola, la huerta, el Turia…

Esta extraordinaria complejidad de elementos tan diversos, tan interrelacionados, definen el conjunto que es Paterna que, aún así, ofrece multitud de posibilidades de crecimiento.

¿Y qué es mejor para el conjunto de Paterna? ¿Una GRAN CIUDAD o el PUEBLO de BARRIOS?

En décadas anteriores el fenómeno de la urbanización, de la conversión de una gran parte de la población de rústica a urbana ha sido una realidad evidente y con resultado más o menos beneficioso. El progreso y desarrollo de la vida, la satisfacción de las necesidades y el disfrute de unos servicios comunes de todo tipo parece que se alcanzan mejor y más rápidamente, para la mayoría, en un medio urbano que en uno propiamente rústico.

A inicios del siglo XX, Paterna contaba con 3.500 habitantes. Con un gran crecimiento en las décadas de los años 50 a 70, hoy supera los 67.000.

El Alcalde Sagredo apuesta por mejorar la calidad de vida de los paterneros y paterneras con una GRAN CIUDAD, con el objetivo de superar los 100.000 habitantes mediante un crecimiento urbanístico, es decir, en el desarrollo del Centro Comercial Puerto Mediterráneo, del nuevo barrio en el “Pla del Retor” o el crecimiento de Montecanyada en la zona del “Pla del Pou”, con sus ventajas e inconvenientes.

El Grupo Municipal Paterna Sí Puede apuesta por revitalizar los barrios periféricos y central, mejorar el parque de viviendas con actuaciones en los edificios dirigidas a su conservación, mejorar la calidad y sostenibilidad, y realizar los ajustes en materia de accesibilidad. Por rehabilitar antes que construir nuevas viviendas, observando siempre la demanda demográfica.

Impulsar el pequeño comercio local y los mercados de barrio es fundamental para la salud de nuestros barrios y la economía local. Las tiendas de barrio, además, son un buen lugar donde encontrarse y estar de charla con tus vecinos y vecinas. Al desplazarnos a un centro comercial a las afueras producimos grandes cantidades de dióxido de carbono. Los comercios locales ayudan a reducir el impacto en el medio ambiente que suponen los desplazamientos. Ir paseando o en bici a las tiendas de barrio permite disminuir el tráfico y los gastos de gasolina, a la vez que se realiza ejercicio físico.

Los pequeños comercios consumen menos energía que los centros comerciales. No necesitan congeladores abiertos, ni luces encendidas día y noche, ni esos potentes equipos de aire acondicionado.
El Grupo Municipal Paterna Sí Puede está contra la frialdad y la deshumanización de la gran urbe, por el equilibrio psicológico que aporta la naturaleza. Proteger, cuidar y aumentar las zonas verdes en el Paraje Natural de La Mola, La Vallesa, El Parque del Turia, la zona verde del “Pla de Pou” y, en la creación de corredores verdes entre barrios para pasear.

Necesitamos ayudar en la recuperación de la huerta, recuperar una agricultura de proximidad, ecológica, buena para el medio ambiente y la salud, que impulse la economía local y la creación de puestos de trabajo, comercializada en un circuito próximo, que representa un patrimonio cultural y paisajístico, un lugar para el disfrute  y el encuentro social.


En resumen, por proteger los recursos de tierra, agua y aire. Por asegurar las necesidades del presente sin comprometer las necesidades de futuras generaciones.